Cerebro: ¡Jolín con el músico que toca la tuba!

Cuando existe una clara comunicación entre el cerebro y todas las piezas de orquesta que componen el cuerpo, se produce la música de la vida..

Tu cerebro y sistema nervioso son el director de orquesta de todas las funciones de tu cuerpo. 

Cuando existe una clara comunicación entre el cerebro y todas las piezas de la orquesta que componen el cuerpo, se produce la bella música que conocemos como “vida”.

¡Pero muchas personas tienen un problema con el músico que toca la tuba!

Para algunos el tubista podría ser la tiroides, la vesícula biliar, el estómago, la zona lumbar… O lo que sea. El tubista no puede ver al director, ¡Ni siquiera oír lo que el resto de la orquesta está tocando!

Eso a menudo provoca una de estas dos cosas:
A veces el tubista simplemente se sienta en silencio, haciendo poco o posiblemente nada en absoluto.
Otras veces, el tubista se excede con escalas complicadas y desafina sin ningún tipo de sincronía con lo que el resto de la orquesta está tocando.  

El enfoque médico consistiría en sacar al tubista o suprimir químicamente las notas desafinadas. El enfoque quiropráctico consiste en restablecer la conexión entre el tubista y el director de orquesta. Naturalmente, esto implica localizar y corregir las interferencias con las órdenes de control que viajan a través del sistema nervioso.

El cuidado quiropráctico puede aportar organización, coordinación y armonía a cualquier tipo de música que ames.

Todo lo que necesites saber, lo podrás consultar en nuestro centro quiropráctico Barcelona. Estamos especializados en todo tipo de tratamientos quiroprácticos que te ayudarán a eliminar y prevenir problemas como la neuritis intercostal, la cervicobraquialgia o el dolor de articulaciones.. No lo dudes y ponte en contacto con los profesionales de nuestro centro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.